¿Cómo calcular la rentabilidad inmobiliaria?

En los últimos años, hemos ido comprobando, cómo la rentabilidad inmobiliaria ha ido creciendo. Debido a esto, realizar inversiones inmobiliarias puede ser una de las mejores opciones en estos momentos. Para ello, no hay nada mejor que contar con la ayuda de una gestora de cooperativas de viviendas.

 Esta es la forma de calcular la rentabilidad inmobiliaria

Cuando hablamos de calcular la rentabilidad inmobiliaria, se suele referir a la rentabilidad bruta. Esto hace referencia al ingreso anual y a la inversión que se ha practicado en el momento de adquisición de la vivienda o inmueble.

Esto quiere decir que, si se ha adquirido una vivienda para ponerla en alquiler, por ejemplo, por 150.000 euros y pides un alquiler de 1.000 euros mensualmente, la rentabilidad será de un 8% bruta anual. Esto es fundamental para saber si es una buena inversión, ya que tendrás que fijarte bien en cuánto tardas en recuperar lo que has invertido.

Pero la compra del inmueble no es lo único que se debe tener en cuenta. En estos casos también será necesario analizar los impuestos, los propios gastos de los inmuebles, la comunidad e incluso los seguros. Esto hará que la rentabilidad bruta sea menor.

Como cada caso es diferente, la mejor opción en estas ocasiones es contar con la ayuda de los expertos gestores en cooperativas de viviendas. Serán los que puedan aconsejar acerca de la rentabilidad de un inmueble de forma más exacta. ¿Qué espera para consultar sus inquietudes?